Agoraphobia


agoraphobia-nordestazo-rock-2016Agoraphobia llega al Nordestazo Rock 2016 con mucha fuerza. Tan sólo un año y medio desde el lanzamiento de su EP debut “Dirty little things”, esta nueva banda de indie rock publica “Ready to Play”, preparada para dar el gran salto a la escena internacional. Grabado y autoproducido íntegramente en los estudios Nakra (A Coruña), Agoraphobia perfila un sonido mucho más personal y maduro que las sitúan como sólidas candidatas a hacerse un hueco en el panorama musical nacional. Contundencia y distorsión son el nexo entre cinco temas directos y homogéneos, fieles a su principio de narrar historias y crear universos sonoros paralelos que confluyen en uno único objetivo: hacer bailar a la gente.

Su background es su mejor aval. Ganar el Vodafoneyu Music Talent en el año 2013 fue el comienzo de su meteórica carrera. En el 2014, giraron por por toda España con artistas como Delorean, Lory Meyers, The Zombie Kids o Russian Red. El 2015 las llevó al South by Southwest (SXSW) Texas, la feria musical donde se dan cita las bandas noveles más relevantes de todo el mundo. Allí cultivaron un éxito muy por encima de las expectativas iniciales abriendo camino para nuevas oportunidades en otros países. Agoraphobia puso el broche de oro a su debut con un verano plagado de conciertos entre los que caben destacar citas en el Portamérica o el Shikillo Festival o el Festival de la Luz.

Con “Ready to Play” consiguieron el respaldo de sus seguidores. El masivo apoyo al crowdfunding iniciado por el grupo en Verkami, no sólo supuso la viabilidad económica de su proyecto sino también la imprescindible inyección de adrenalina necesaria para afrontar el tan definitorio segundo trabajo discográfico. Gracias a este según EP, recorrerán toda la península después de ser seleccionadas en el prestigioso circuito “Girando por salas” en su sexta edición. Ciudades como Madrid, Palencia, Bilbao o Burgos, serán testigos de su aplastante directo, que se convirtió en su seña de identidad por excelencia.

Con una base altamente explosiva, la presión sobre el escenario es el mejor colchón para unas guitarras poderosas y contundentes. Entre ellas, se hace hueco la personalísima voz de Susana, con un carácter irresistible que seduce a la audiencia más exigente.